15 feb. 2018

Geles faciales a base de TÈ blanco, verde, rojo y negro

Un gel es un preparado cosmético semilíquido, viscoso puede ser translúcido o no. Tecnicamente llamadas  suspensiones coloidales. Una suspensión coloidal es una mezcla natural o artificial de una sustancia acuosa o agua misma con proteínas o polisacáridos. Un ejemplo natural  en plantas, es el Aloe vera.

En la cosmética convencional la mayoría de geles bases se elaboran con derivados del petróleo: Carbopolimeros (Carbopol), parafinas, estearinas, etc., además de conservantes llamados parabenes.
En cosmética natural los geles se elaboran con coloides vegetales, derivados de la celulosa o polisacáridos naturales; en este caso usaremos goma xàntica.
El té es la segunda bebida más consumida del mundo (sólo es superada por el agua), y es utilizada por la medicina china hace más de 2.500 años para aliviar los dolores de cabeza, curar la disentería, la tos, la gastroenteritis o prolongar la juventud.
En la actualidad esta bebida, en cualquiera de sus variedades (verde, negro, rojo, blanco) está presente en la cosmética de última generación.Hidratantes, exfoliantes, limpiadoras faciales, desodorantes, esencias de aromaterapia, ninguna prescinde de sus mágicos poderes.

Breve reseña histórica

Cuenta una leyenda china que un erudito emperador, Shen Nung, descubrió las propiedades beneficiosas del té. Bajo su reinado dispuso la norma higienista de que toda el agua destinada para el consumo humano fuese previamente hervida. Se cuenta que en el año 2737 a.C. Shen Nung estaba descansando junto a un árbol de té silvestre, y una suave brisa agitó las ramas, con tan buena fortuna que algunas hojas fueron a caer en el agua que estaba hirviendo. La infusión resultante le pareció deliciosamente refrescante y reconstituyente, y así fue como descubrió el té.
Otra evidencia de los beneficios del té verde la encontramos en un escrito del siglo III a.C., donde un famoso cirujano chino le escribe a su sobrino pidiendo que le enviara autentico té, con el fin de aumentar su capacidad de concentración, ya que se sentía falto de energía producto de su avanzada edad.

Hasta el siglo III d.C., la infusión se preparaba como medicina o tónico con hojas verdes tiernas de árboles silvestres. Para ajustar la oferta a una demanda creciente y garantizar una cosecha regular, los granjeros empezaron a cultivar arbustos de té en sus pequeñas propiedades, por lo que se fue desarrollando un sistema de desecación y fabricación.
La popularidad del té se extendió por toda China, hasta llegar a su “edad de oro” durante la dinastía Tang (618-906 d.C.). El té ya no era sólo un tónico medicinal, sino que se bebía tanto por sus propiedades reconstituyentes como por placer.

El impacto que el té ha tenido en la historia y la cultura del pueblo chino es enorme. Fue objeto de trueque entre chinos y turcos. Influenció en el desarrollo de una de las más importantes industrias tradicionales chinas: la porcelana. Vehículo de espiritualidad para la filosofía Zen, así como del taoísmo, que hicieron de la forma de preparar el té una ceremonia poética. Precisamente, fueron monjes del budismo Zen los que lo introducen en Japón.

El consumo del té se popularizó en Europa a través del comercio. Fue en el siglo XVI, por la reducción de los precios del transporte marítimo, que el té fue conquistando prácticamente todos los países. Sin embargo, en muchos de ellos fue una moda pasajera. Alemania, por ejemplo, volvió rápidamente a su bebida tradicional: la cerveza. Francia, España y Portugal regresaron al café y al vino. No obstante, en Inglaterra, Irlanda y Rusia ocurrieron de un modo muy distinto, ya que el té llegó para quedarse.

Beneficios en cosmética

Casi imprescindible en la cosmética actual, el té verde es el menos procesado, conservando así la mayoría de sus propiedades naturales, un alto nivel de vitamina A, B2, C y principalmente E. Es un maravillosos antioxidante para la piel, que lo convierte en el ingrediente activo ideal para los tratamientos anti-envejecimiento y purificadores.
Los polifenoles presentes en el té verde actúan previniendo la formación de radicales libres a nivel celular, es decir, interrumpen la reacción en cadena producida y reparan los daños que puedan causar. Esta propiedad lo convierte en una sustancia preventiva de primer orden contra el envejecimiento de la piel.
Debido a sus dos principales funciones -antirradicales y lipolítica-, por sus conocidos beneficios para la salud, por ser un ingrediente totalmente natural y gracias a su demostrada efectividad hemos elegido  para preparar cuatro fórmulas faciales con cada uno de las variantes de tè màs conocidas (blanco, verde, rojo y negro).

Gel reafirmante para pieles maduras

Se aconseja utilizarlo por la mañana y la noche, reforzando las zonas donde se encuentren las arrugas o donde necesitemos reafirmar la piel. Luego podemos utilizar nuestra crema habitual.

Ingredientes

90 grs. infusión de té blanco
6 grs. de glicerina líquida vegetal
2 grs. goma xàntica
1 gr. de bòrax
35 gotas de extracto de té blanco
25 gotas de extracto de salvia esclarea
15 gotas de extracto de cola de caballo

Gel equilibrante para pieles grasas
Se aconseja utilizarlo en verano en reemplazo de la crema diaria para equilibrar la secreciòn sebácea, que suele aumentar en tiempos de calor. En invierno lo puedes incorporar a tu emulsiòn de uso diario y asì transformarla en un cremigel casero.

Ingredientes

90 grs. infusión de té verde
6 grs. de glicerina líquida vegetal
2 grs. goma xàntica
1 gr. de bòrax
35 gotas de extracto de té verde
25 gotas de extracto de lavanda
15 gotas de extracto de menta

Gel descongestivo para pieles sensibles

Se aconseja utilizarlo al final del día, luego de la ducha, y a modo de refrescante. Luego antes de acostarte usa tu crema habitual.

Ingredientes

90 grs. infusión de té rojo
6 grs. de glicerina líquida vegetal
2 grs. goma xàntica
1 gr. de bòrax
35 gotas de extracto de té rojo
25 gotas de extracto de manzanilla
15 gotas de extracto de ginkgo biloba

Gel tonificante para pieles asfixiadas

Se aconseja utilizarlo luego de la limpieza facial habitual. Una vez la piel lo haya asimilado, usa tu emulsiòn diaria.

Ingredientes

90 grs. infusión de té negro
6 grs. de glicerina líquida vegetal
2 grs. goma xàntica
1 gr. de bòrax
35 gotas de extracto de llantèn
25 gotas de extracto de té negro
15 gotas de extracto de castaño de indìas

¿Còmo elaboramos estos geles?

En un bol de cristal o acero inoxidable mezclamos la goma xàntica con la glicerina hasta su total unión. Luego se la agregamos a los 90 grs de infusión del tè elegido; en la que previamente hemos disuelto el bòrax. Una vez la infusión tenga forma de gel, le agregamos los extractos y removemos pausadamente para lograr su incorporación. Envasamos en frasco de vidrio y la guardamos en el refrigerador. Su conservaciòn en estàs condiciones es de aproximadamente 3 meses.

Ten presente todas las variantes del té cuando tengas que elaborar tus propios cosméticos. Y recuerda lo decía Bernard Paul Heroux: “No existe problema tan grave o tan grande que no lo reduzca una buena taza de té”.

Gladys Gómez Flores, naturòpata especializada en cosmètica natural


BIBLIOGRAFÍA: El libro del té, Kakuzo Okakura, Editorial: MARTÍNEZ ROCA, año 1999.

1 feb. 2018

Por qué oleato de caléndula en aceite de coco

La mayor virtud del aceite de coco (grasa vegetal) es el ácido laúrico, tiene la capacidad  de matar bacterias, virus y hongos, ayudando así a eliminar infecciones. El ácido laúrico  presente en el  aceite de coco supone casi el 50% del total de sus ácidos grasos. Vía interna, o sea cuando es digerido enzimáticamente, el aceite de coco forma un monoglicérido llamado monolaurina. Tanto el ácido Laúrico como la monolaurina pueden matar patógenos como la bacteria, el virus o los hongos. Está demostrado que útil contra, por ejemplo, la bacteria Staphylococcus Aureus,  y el hongo en forma de levadura Cándida Albicans, una  de las infecciones más comunes sobre todo en  mujeres.

En cosmética es muy usado, por sus múltiples aplicaciones. Se destaca su uso en la elaboración de cosméticos capilares, pues mejora el aspecto del cabello. En las pieles secas, el aceite de coco,  mejora la hidratación  y el contenido lípido de esta. En su uso como dentífrico, quedo demostrado que elimina las bacterias que pueden infectar la boca, elimínala halitosis y restablece la salud dental.

En tanto la caléndula por su poder antiinflamatorio,  es el corticoide más poderoso de la naturaleza y esto se debe a la alta presencia de flavonoides en conjunción con los alcoholes triterpénicos. Está especialmente indicada en uso interno, en las alteraciones inflamatorias de las mucosas bucofaríngeas, y en uso externo para heridas de difícil cicatrización: úlceras e infecciones de la piel, eritema del pañal, contusiones, forúnculos, dermatitis, picaduras de insectos y pie de atleta.
La caléndula es antiinflamatoria y cicatrizante. Los alcoholes triterpénicos inhiben la inflamación tópica.  Bactericida frente a Staphylococcusaureus, Streptocuccusfecalis. Antimicótica frente a Trichonomasvaginalis y antiviral (frente al virus influenza y virus herpes simple).

El Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos (NIH) clasifica oficialmente a la caléndula como un antiséptico y bactericida coadyuvante en tratamientos antiinflamatorios, tratamientos contra el dolor y para enfermedades de la piel. Los compuestos, aceites y cremas de caléndula constituyen los más confiables y ampliamente utilizados remedios de la medicina alternativa.

La unión de los principios activos del aceite de coco y la caléndula, transforman a este oleato en un imprescindible en nuestro botiquín de remedios caseros.

Ingredientes

100 grs. Aceite de coco (aprovechar en el verano que está en estado líquido)
  20 grs. de pétalos de caléndula secos

Procedimiento

En un frasco de vidrio, puede ser de mermelada, debidamente esterilizado y desinfectado, colocamos los pétalos de caléndula y le agregamos el aceite de coco. Dejamos macerar 30 días, removiéndolo todos los días. Cumplido el periodo, colar con un papel de filtro de café en un frasco preferiblemente ámbar y conservar en un lugar seco, sin ser alcanzado directamente por la luz o el calor.

Modo de empleo: usado solo, como base para preparados cosméticos, dermocosmèticos o que requieran poder antibacteriano, antimicótico, antiinflamatorio. Para tratar o prevenir infecciones.

Gladys Gómez Flores, naturópata especializada en cosmética natural


24 ene. 2018

Febrero, seminarios intensivos de cosmètica natural


Durante el mes de febrero nos reuniremos, en formato de seminarios temáticos, en el Centro Cultural De Buena Madera, Av. 38 Nº 170 entre 116 y 117 de la ciudad de La Plata


El objetivo es elaborar nuestra propia cosmética natural, aprendemos a formular y a diseñar productos de uso personal de acuerdo a las necesidades de nuestra piel y la de nuestro núcleo familiar.

Aplicamos la aromaterapia, usamos de aceites vegetales, ceras vegetales, aceites esenciales, hidrolatos. 

No utilizamos productos sintéticos, ni paràbenos. Cosmética natural apta para veganos.
Anímate a crear tu propia cosmética natural ¡Te esperamos!


Informes e inscripciòn: 221 654 2759

Cronograma

Jueves 8 de Febrero de 15 a 19 hs.: Taller de cosmética  corporal
Se emplean siempre aceites vegetales y ceras naturales que resultan muy similares a los lípidos de la piel y, por tanto, se absorben bien y no crean ningún tipo de alergia. Los productos que aprenderán a hacer, body butter, cremas baja la ducha, geles refrescantes, no se limitan a reponer las sustancias que le faltan a la piel, sino que van un paso más allá al despertar los procesos autorregenerativos y autocurativos de los que dispone la piel.

Jueves  15 de febrero de 15 a 19 hs.: Taller de cuidado capilar
Se considera producto cosmético al preparado destinado a la aplicación sobre diferentes partes del cuerpo, con el fin de mantenerlos limpios y en buen estado. El cabello: champù, fórmulas para diferentes tipos de cabellos. Crema enjuague, recuperar el cabello después de la acción del champú.

Sábado 17 de febrero de 15 a 19 hs.: Taller de Jabones de tocador
Aprenderás a diseñar un jabón acorde con las necesidades de tu piel, utilizando como base la fórmula del famoso jabòn de Marsella, aceite de oliva virgen en combinación con otros aceites, ceras, grasas y mantecas vegetales. Realizaremos jabones vegetales sin presencia de ingredientes tòxicos para salud y el medio ambiente.


Imparte: Gladys Gòmez Flores, naturòpata especialista en cosmética natural

23 ene. 2018

Citronela, antimosquitos natural

La citronela cuyo nombre en latín es Cymbopogon nardus,  originaria del sur de Asia, más precisamente del sur de la India y Sri Lanka. Muy cultivada en Latinoamérica ya que se adapta muy bien a las condiciones del suelo y humedad de la regiones subtropicales del continente.

De intenso olor alimonado, no confundir con el lemogras (Cymbopogon citratus), es una planta de hasta metro y medio de alto, con las hojas en forma de cintas, rígidas, de color verde glauco.

La eficacia casi màgica de la citronela para ahuyentar mosquito se debe a su composición química. En su estructura se encuentran el Citronelol, Geraniol y Cariofileno, aceites esenciales que, además de ser antisépticos y antibacterianos, cumplen funciones insecticidas. El Geraniol es un compuesto orgánico presente en plantas como las rosas y la citronela, entre otras, que genera un perfume característico. Estos perfumes, desagradan a los mosquitos que tienden por alejarse de los lugares donde esté plantada la citronela.

Usos terapéuticos y cosméticos

El  aceite esencial de citronela  es un buen anti hematomas,  dispersa la acumulación sanguínea que forman los maratones, por lo que es muy usado sobre golpes y contusiones.
El aceite esencial de citronela es un buen analgésico,  alivia dolores reumáticos como la artritis y musculares, para la lumbalgia y la tensión cervical.   También resulta eficaz para aliviar la migraña.
El aceite esencial de citronela es indicado para problemas de la piel relacionados con el desequilibrio en la producción sebácea, como acné juvenil.
El aceite esencial de citronela es un excelente desodorante combate la hipersudoración.
El aceite de citronela, al igual que el lemongrass y la palmarosa, son muy valorados en aromaterapia para el cuidado de la piel, en caso de líneas de expresión, arrugas, piel grasa y labios agrietados. Estos aceites también se utilizan en piles mayores fatigadas y con arrugas producto de estrés.

Loción repelente

Ingredientes

90 grs. de hidrolato geranio
5 grs. de glicerina líquida
3 grs de tintura de clavo
35 gotas de aceite esencial citronela
15 gotas de aceite esencial de eucalipto citriodora


Procedimiento: colocar en un frasco de cristal el hidrolato y la glicerina líquida, remover para lograr la mezcla. Una vez lograda, en otro bols dispersar en la tintura de clavo los aceites esenciales agregados gota a gota. Añadir a la mezcla anterior volver a remover. 

Emulsión  repelente

Ingredientes

70 grs. de Hidrolato de eucalipto o simplemente agua destilada.
10 grs. de oleato de caléndula
10 grs. de aceite de almendras
  3 grs. de olivem 1000
  2 grs. de glicerina vegetal líquida

Fase de los complementos

25 gotas de aceite esencial de citronela
15 gotas de aceite esencial de lavanda
10 gotas de aceite esencial de geranio

Procedimiento: en recipiente de acero inoxidable o vidrio que resista altas temperaturas, colocamos todos los ingredientes y lo llevamos a baño maría,  hasta que se haya derretido la cera vegetal. Temperatura de trabajo 40/50 ºC. Mezcla bien. Se puede utilizar batidora eléctrica si es mucha cantidad.
Una vez lograda la emulsión, bajar la temperatura a 35º y añade los aceites esenciales, mezcla nuevamente.
Pon la crema en un bote de cristal, preferentemente color ámbar.

Truco natural para ahuyentar los mosquitos de un ambiente

Los difusores que usamos habitualmente para poner las tabletas convencionales antimosquitos, pueden ser un excelente medio para espantarlos de forma natural.

Compramos papel secante. Sí ese que usábamos para absorber la tinta de las plumas! Debe tener un grosor importante. Lo cortamos del tamaño de las tabletas comerciales. Cuando nos invadan los mosquitos lo colocamos en el difusor y le colocamos 3 GOTAS de aceite esencial de Citronela.

PAPEL SECANTE + CITRONELA + DIFUSOR ¡Y adiós mosquitos!

Gladys Gòmez Flores, naturòpata especializada en cosmètica natural.

2 ene. 2018

Tres mascarillas con arcillas y plantas del jardìn

Cuando nos aplicamos una mascarilla el efecto que buscamos es el de una limpieza profunda. Las mascarillas arcillosas, sea cual sea la elegida (blanca, verde o roja), con su sola hidratación ya es màs que suficiente para beneficiarnos de sus minerales. 

Sin embargo conviene ese plus que le da utilizarla, por ejemplo mezclada con hierbas, hidratada con infusiones, jugos de frutas, gel de aloe vera. Sumarle también extractos vegetales y, si tenemos a mano aceites esenciales.

A continuación les dejo tres mascarillas para tres tipos de pieles y con tres arcillas diferentes. Fácil para hacer en casa y con ingredientes simples que podemos encontrar en cualquier almacén natural o herboristería de nuestra ciudad.

Mascarilla para pieles maduras

El hibisco también es conocida como "rosa de China", cuenta con propiedades emolientes, antioxidantes y reafirmantes, que confieren un aspecto joven a la piel, relajando los músculos y suavizando las arrugas. Recomendado para pieles secas, maduras, opacas, deshidratadas, con arrugas o marcas de expresión.

En tanto que la arcilla blanca: también conocida con el nombre de caolín, tiene un alto poder desintoxicante, antibacteriano y cicatrizante además de ayudar a regular el PH. La arcilla blanca es una aliada perfecta para eliminar impurezas de nuestra piel y ayudarla en su regeneración celular. Recomendada para pieles secas y maduras nos aporta luminosidad y deja nuestra piel lisa y suave, también nos ayuda a aclarar las manchas de la piel.

Ingredientes

50 grs. de infusión de hibiscus
Arcilla blanca cantidad necesaria para formar una pasta.

Procedimiento: coloca 2 grs. de flores de hibiscus en 60 grs. de agua destilada. Déjala macerar 24 hs. en la heladera. Pasado ese tiempo y debidamente colado, úsalo para hidratar el caolín hasta lograr la consistencia deseada.

Mascarilla para pieles grasas

Arcilla verde: Es muy rica en oligoelementos, la mejor es la montmorillonita o bentonita, que también puede ser de color pardo o gris. Debe su color a los óxidos de hierro ferroso y de magnesio, además contiene silicio, potasio, sosa, cal y fosfatos, y óxidos de aluminio, manganeso y titanio. La arcilla verde tiene una gran capacidad de absorción, regulando el exceso de grasa.

Salvia, Ideal para la piel madura, poderoso antiarrugas. La salvia es antisudorífica, desodorante y antiséptica, es uno de los mejores antitranspirante, debido a que inhibir la transpiración. Apropiado para los baños refrescantes del verano. Es excelente para lavados de todo tipo. Regula las transpiraciones excesivas, puede aplicarlo sobre los pies con una cucharada de caolín, mezclando a partes iguales arcilla con micronizado de salvia (secar las hojas y triturarlas)  y espolvorearlo en los calcetines o zapatos. Su acción  purificante, está particularmente indicada para pieles grasas y mixtas.

Ingredientes

25 grs. de arcilla verde o bentonita cosmética
Infusión de salvia, cantidad necesaria para hidratar la arcilla.

Procedimiento: hidratar la arcilla verde con la infusión de salvia, hasta lograr la consistencia adecuada.

Modo de uso: una vez por semana. Es conveniente profundizar la limpieza con un buen exfoliante a base de aceite de oliva y sal marina. Te dejarán el rostro libre de células muertas, a la vez que lo nutrirán y lo mineralizan.

Mascarilla para pieles sensibles

Hidrolato de lavanda, indicado en todo tipo de pieles. Su aroma relajante hace que se use para hacer baños para mejorar el insomnio, estrés o ansiedad.
Antiinflamatorio y analgésico, reduce la inflamación y el dolor. El elegido en afecciones dermatológicas. Muy empleado para cerrar las sesiones de masajes en casos de dolores musculares, contusiones.
Regenerador: ayuda a reparar la piel por ejemplo en caso de quemaduras, acné, dermatitis, arrugas, estrías.

Arcilla roja: el color rojo se debe a un mayor contenido de óxidos e hidróxidos de hierro, lo que le otorga propiedades astringentes, antiinflamatorias y descongestivas.
El uso de la arcilla roja está más recomendado para pieles sensibles y delicadas con problemas de dermatitis. Excelente regeneración celular; cabe destacar que esta es altamente recomendada para personas con problemas como la celulitis y heridas abiertas.

La caléndula, conocida también con el nombre de Maravilla, por su poder antiinflamatorio, la caléndula es el corticoide más poderoso de la naturaleza y esto se debe a la alta presencia de flavonoides. Muy apreciada en el ámbito de la cosmética, la caléndula se utiliza en cremas hidratantes y en  leches solares pre y post exposición. Debido a su alta concentración de saponinas, las gomas y los mucílagos le otorgan un gran poder humectante.

Ingredientes

30 grs. de hidrolato de lavanda
Arcilla roja, cantidad necesaria para la preparación
1 gr. de extracto HG de caléndula

Procedimiento: hidratar la arcilla roja con el hidrolato de lavanda, hasta lograr la consistencia adecuada. Una vez lograda, agrega el extracto de caléndula, vuelva a remover para integrarlo. Aplicarla.

Aplicación:

1) limpiar el cutis, cuello y escote.
2) Refrescar la piel con infusión de manzanilla. Pulverizar sobre rostro, cuello y escote
3) Aplicar la mascarilla, evitando el contorno de los ojos.
4) Dejar actuar de 10 a 15 minutos y luego enjuagar con agua templada.
5) Aplicar con masajes suaves aceite de sésamo de primera calidad, con el fin de nutrir nuestro rostro.

Gladys Gómez Flores, neurópata, especializada en cosmética natural  

21 dic. 2017

Al buen laurel: cerato para dolores articulares

El laurel (Laurus nobilis L.) es un arbusto de hojas lanceoladas, coriáceas, de color verde oscuro, de borde más o menos ondulado, tipo perenne. El laurel es de origen mediterráneo. Perteneciente a la familia de las Lauráceas.Sólo los laureles de sexo femenino dan frutos.Se cultiva en todas las latitudes, aunque es sensible a las heladas.
Dioscórides, prestigioso médico griego del siglo I, recurría frecuentemente al laurel, solía  prescribir baños de asiento con el líquido de cocción de las hojas para enfermedades de vejiga y útero. También recomendaba las hojas aplicadas en emplasto contra las picaduras de avispas y abejas y, en forma de cataplasma contra las inflamaciones locales.

Composición  

Aceites esenciales: cineol (lo que lo emparenta con el romero, tomillo) pineno, linalol, sabineno, limoneno,  etc.
Alcoholes: Eugenol (en menor cantidad que el clavo).
Ácidos: acético (da propiedad antifúngica), fórmico, laúrico, cimánico, entre otros.
Minerales: magnesio, calcio, potasio, fósforo, manganeso, hierro, sodio, zinc.

Aplicaciones 
   
El aceite esencial obtenido de los frutos se usaba tradicionalmente para el tratamiento de inflamaciones osteoarticulares. Se utilizaba también como antirreumático en pomada y linimento.
Antiguamente se utilizaba el aceite de bayas de laurel, en uso externo, contra los piojos y los ácaros.
El aceite obtenido del prensado de las bayas de laurel, de consistencia pastosa, es el ingrediente destacado del famoso jabón de Aleppo, apreciado por sus propiedades bactericidas y cicatrizantes.
Efecto antibacteriano: compuestos extraídos de las hojas del laurel podrían tener actividad antibacteriana frente al estafilococo dorado meticilinresistente.
El aceite esencial procedente de las hojas de laurel muestra un significativo efecto analgésico y antiinflamatorio.
Gastroprotector, el laurel es un tónico estomacal (estimulante del apetito, digestivo, colagogo y carminativo). Tanto los frutos como las hojas estimulan las funciones digestivas. El extracto de laurel, es un remedio popular muy usado en  Turquía, para proteger de los efectos del alcohol.
  
Cerato para dolores articulares

Ingredientes

30 grs. de oleato de hojas de laurel en aceite de oliva (1)
10 grs. de cera de abejas
  5 grs. de manteca de cacao

Procedimiento

Ponemos todos los ingredientes en un cuenco de acero inoxidable y al baño maría, una vez disueltos, sin superar los 40, colocamos el bálsamo en un frasco de cristal. Una vez frío tapar y etiquetar.

Indicaciones: colocar sobre las zonas donde haya inflamación y/o dolor con ligeros movimientos circulares, hacer penetrar hasta su total absorción.

(1) El oleato se realiza con 20 grs. de hojas secas de laurel por 100 grs. de aceite de oliva virgen extra. Macerar durante 30 días, agitando cada vez para remover las hojas. Luego, colar con papel de filtro para café.

Gladys Gòmez Flores, naturòpata especializada en cosmètica natural


7 dic. 2017

¿Qué son los hidrolatos?

Los hidrolatos son aguas que contienen los principios activos hidrosolubles de plantas y flores. Son el resultado acuoso de la destilación de los aceites esenciales, obtenidos por el arrastre de vapor de plantas medicinales y flores.



¿Cómo se usan?

Los hidrolatos son excelentes tónicos, relajan la piel y en general equilibran la circulación sanguínea. Se pueden utilizar puros o combinarlos entre sí para conseguir el efecto deseado dependiendo de las propiedades de la planta de origen. Se aplican directamente sobre la piel para poder beneficiarse de todas sus propiedades, o bien pulverizarlos sobre el cuerpo, rostro y cabellos.

Conservación de los hidrolatos

También se debe tener especial cuidado en su conservación, ya que son muy sensibles a la luz y a las temperaturas extremas, por eso deben resguardarse de la luz directa en frascos oscuros, de cristal y a temperatura ambiente agradables. Lejos de fuentes de calor.

Los hidrolatos más usados son: romero, lavanda y manzanilla.

Hidrolato de Romero

Por su poder tonificante, es un aliado para productos capilares. Hace que el pelo crezca más rápido, con brillo y  más fuerte. Evita la caída del cabello por su poder circulante.
En la piel, este hidrolato,  ayuda a hidratar la piel en profundidad porque llega a las capas más profundas. Por eso es recomendable añadir unas cuantas gotas a la crema hidratante que usemos a diario.
Cicatrizante lo que lo hace apropiado en heridas por rasurado, ayuda a regenerar la piel.
En casos de acné, el hidrolato de romero puede como un tónico  para limpiar la piel y ayudar a combatir los problemas de sebo.

Champú circulante cuero cabelludo graso

50 grs. de hidrolato de romero
25 grs. de hidrolato de lavanda
25 grs. de coco glucósido

Para gelificar

  4 grs. glicerina líquida
  1 gr. de goma xántica

Fase de los complementos

5 grs. de extracto HG de ortiga
5 grs. de extracto HG de menta
7 gotas de aceite esencial de romero
3 gotas de aceite esencial de palmarosa

Procedimiento: dispersamos la goma xántica con la glicerina líquida. En otro cuenco llevamos a baño maría los hidrolatos con el coco glucósido, no superar los 45º (la finalidad de calentar es disolver bien el tensioactivo en los hidrolatos) revolvemos muy suavemente, teniendo cuidado de no espumar. Los extractos y aceites esenciales los agregamos luego haber quitado el bols del baño maría y una vez frìos.

Gelificaciòn, añadimos lentamente la goma xántica ya dispersa y removemos hasta integrar completamente. Envasamos, dejamos reposar 24 horas y listo para usar.

Hidrolato de Lavanda

Usado en todo tipo de pieles,  es antiséptico y muy optimo para combatir bacterias o virus en caso de infecciones de la piel.
Su aroma relajante hace que se use para hacer baños para mejorar el insomnio, estrés o ansiedad.
Antiinflamatorio y analgésico, reduce la inflamación y el dolor. El elegido en afecciones dermatológicas. Muy empleado para cerrar las sesiones de masajes en casos de dolores musculares, contusiones.
Regenerador: ayuda a reparar la piel por ejemplo en caso de quemaduras, acné, dermatitis, arrugas, estrías.
Potenciador: ayuda a potenciar el efecto de los otros hidrolatos.

Gel post ducha para pieles irritadas

75 grs. de hidrolato de lavanda
25 grs. de hidrolato de manzanilla

Para gelificar

  4 grs. glicerina líquida
  1 gr. de goma xántica

Fase de los complementos

5 grs. de extracto HG de malva
5 grs. de extracto HG de ginkgo biloba
5 gotas de aceite esencial de lavanda
3 gotas de aceite esencial de cedrón
2 gotas de aceite esencial de sándalo

Procedimiento:  En un cuenco colocamos los hidrolatos y revolvemos muy suavemente. En otro cuenco pesamos la glicerina y sobre ella echamos la goma xàntica, dispersamos. Añadimos lentamente la goma xántica, ya dispersa,  a la mezcla anterior y removemos hasta integrar completamente. Una vez hayan  gelificado los lìquidos. Agregamos los extractos y aceites esenciales. Envasamos, dejamos reposar 24 horas y listo para usar.


Hidrolato de Manzanilla

El hidrolato de manzanilla tiene propiedades antiinflamatorias que lo convierten en una opción ideal para tratar pieles tópicas, rojeces o picaduras.
Como tónico facial en pieles sensibles o con tendencia a la dermatitis o eccemas por sus propiedades antisépticas, calmantes y antiinflamatorias.
Hidrolato de manzanilla como elemento acuoso de las mascarillas caseras
Hidrolato de manzanilla para refrescar la piel de los bebés, en toallitas húmedas para el eritema o dermatitis del pañal
En heridas abiertas. Puesto que la manzanilla es un buen antiinflamatorio natural y desinfectante, podemos aplicarlo directamente en cualquier herida abierta o quemadura para refrescarla, desinfectarla y calmar el dolor.
Cabello. La manzanilla también se ha utilizado tradicionalmente para fortalecer el cabello.
Éste agua floral es muy relajante, por ello ayuda a dormir y relajarse a los adultos, también es un gran sedante para bebés.

Gel refrescante post solar

80 grs. de hidrolato de manzanilla
20 grs. de gel de aloe vera

Para gelificar

4 grs. de glicerina vegetal líquida
1 gr. de goma xàntica

Fase de los complementos

5 grs. de extractos HG de caléndula
5 grs. de extracto HG de llantén
5 gotas de aceite esencial de palo santo
3 gotas de aceite esencial de cabreaba
2 gotas de aceite esencial de menta

Procedimiento: realizamos siguiendo los pasos del gel anterior

Gladys Gómez Flores, neurópata especializada en cosmética natural
.